Consejos para gestionar mejor tú tiempo

El tiempo es uno de esos bienes que son invaluables. Mientras que el dinero puede ir y venir, el tiempo no se regresa y solo tenemos una cantidad limitada durante toda nuestra vida, por lo tanto administrar eficientemente el tiempo es un imperativo en todo negocio, especialmente en el del autónomo que muchas veces debe convertirse en un multitarea, ocupándose de diversas actividades además de los proyectos que deben realizarse.

Es por eso que hoy Lola Business https://www.gestoriabarcelona.cat/ os traemos algunos consejos para gestionar mejor tu tiempo.

Evitar las distracciones

Distraerse es probablemente la forma más fácil de perder el tiempo. A todos nos ha pasado que nos sentamos frente al ordenar a trabajar en un proyecto y terminamos viendo vídeos en Youtube, leyendo artículos irrelevantes en la web o revisando las redes sociales. Y la cantidad de tiempo que se pierde en lo que pueden parecer nimiedades termina por ser enorme. De hecho, diariamente las personas gastan horas y horas en redes sociales sin un fin claro, desperdiciando tiempo que podría bien servir para hacer otras actividades.

Si bien no estamos proponiendo mantenerse completamente al margen de las RRSS, si creemos que es necesario dedicar una cantidad específica de horas al día para estar en Instagram, Youtube, Facebook, entre otros. Por otra parte, cuando se está trabajando lo mejor es mantener lejos todos los distractores, como televisores, móvil, libros, entre otros. Y, cuando se trabaja utilizando internet, procurar utilizarlo solo con los fines necesarios.

Crear un sitio de trabajo

Muchas personas aún se encuentran trabajando desde casa mediante el teletrabajo y, según como parece, en el futuro esta forma de trabajo se extenderá mucho más. Pero, tanto para quienes son nuevos con trabajar desde casa como para quienes lo hacen desde hace algún tiempo (en general autónomos), es recomendable tener un sitio dedicado únicamente al trabajo.

Trabajar cerca de la cocina te dará hambre y te hará comer más de la cuenta, además de quitarte tiempo. Trabaja en la habitación, cerca de la cama o del televisor hará que quieras ve tal o cual película en Netflix, que quieras dormir, que quieras acostarte a leer, cualquier cosa. Y esos también son distractores importantes que podrían quitarte horas valiosas del día. Por lo tanto es recomendable que te crees tu propio espacio que esté lo más alejado de lugares donde haces cosas de forma cotidiana.

Y es que la sensación de encontrarte en casa hará que quieras vivir el día como si no tuvieras trabajo, sino como si simplemente estuvieras ahí. En cambio, cuando se crea un espacio netamente para trabajar, da más la sensación de que te encuentras en un verdadero sitio de trabajo y que ahí solo se deben realizar los proyectos y demás cosas.

Elegir bien a tus clientes

Los autónomos, cuando están comenzando, suelen aceptar cualquier trabajo sin pensar en si verdaderamente son beneficiosos a largo plazo o no. A fin de cuentas, en un principio lo que importa conseguir clientes que puedan mantenerse con relaciones a largo plazo. Pero después de un tiempo, vale la pena elegir con más cuidado quienes serán tus clientes.

Elegir en base a los pagos, quienes están dispuestos a pagar o pagar menos con un mismo trabajo. Quienes pagan de forma puntual y con quienes es todo un calvario el cobrar una factura.

Elegir en base al entendimiento que se pueda tener con el cliente, puesto que un trabajo realizado de la mano de un cliente que sabe lo que quiere y que así lo pide no es lo mismo que trabajar con alguien que no sabe lo que quiere y que puede mantenerte durante mucho más tiempo del necesario ocupándote de un proyecto de forma totalmente innecesaria.

Y por último, elegir en base a tu propia capacidad y disponibilidad. Porque si ya te encuentras inmerso en varios proyectos que apenas si te dejan tiempo para comer, aceptar otro puede resultar en un problema tanto para ti como para los clientes, llevando a que no entregues los trabajos a tiempo, no hagas un trabajo de calidad, entre otras cosas.

Tener un horario fijo

Puede parecer una contradicción, porque la razón por la cual muchos comienzan a ser autónomos es precisamente por la flexibilidad de los horarios. Pero la realidad es que difícilmente se puede ser completamente productivo si no se establece un horario fijo durante el día, en donde no hagas otra cosa que no sea el trabajo.

El beneficio que da ser autónomo es que puede establecer estas horas de trabajo en el momento que deseos, que bien puede ser la noche, la madrugada o el mediodía. Pero lo más inteligente es hacerlo en un momento donde tengas la mejor energía y disposición de comenzar a trabajar. De otra forma lo que harías es trabajar de forma desordenada lo que la mayoría de las vecesno tiene el resultado esperado.

Hacer una cosa a la vez

Es común que el autónomo funja como factótum o multitarea, es decir, que se encargue de varias cosas a la vez. y la verdad es que se trata de una sola persona desempeñando el trabajo de varias, lo que para muchos puede ser exasperante, y si a eso se le suman los proyectos que deben despacharse, encontramos un coctel desmotivador.

Lo que parece dar más resultado para incrementar la eficiencia es dedicarse a una tarea hasta que esta haya sido terminada. Por ejemplo, en vez de realizar tres o cuatro proyectos a la vez, tardándote mucho en terminar todos, lo mejor es trabajarlos uno por uno. El terminar un proyecto da motivación y fuerzas para seguir con lo siguiente, sentirás que hay un resultado para lo que estás haciendo y no decaerás.

Otra cosa importante que se puede hacer es dejar en manos de profesionales, como una Gestoría, ciertas tareas que se te pueden hacer complicadas, como la contabilidad. De esta forma podrás dedicarte a trabajar sin preocuparte de cuestiones como estás, que pueden robarte tiempo y estrés innecesario.

En caso de que necesites del apoyo de una Gestoría, en Lola Business estamos para ayudarte en lo que necesites.

Deja una respuesta